Si os preguntan así de primeras y en frío si sabéis preparar una receta de boquerones en vinagre, ¿a que no sabríais responder?, ¿verdad? Pues muy mal. Estamos hablando de una de las tapas más típicas de los bares malagueños, bueno, qué digo malagueños, ¡una de las tapas más características de los bares españoles!

Gracias a esta receta por fin sabréis cómo preparar vuestros propios boquerones en vinagre para deleitar cualquier aperitivo o para acompañar cualquier rica y fresca cervecita ahora que se aproxima el buen tiempo. Y atención, que no esta receta no tiene demasiada dificultad ni demasiado costo económico, tan sólo tendremos que contar con vinagre, aceite, ajo picado y un poquito de perejil. Ingredientes asequibles, ¿a que sí?

Vamos allá.

Imprimir receta
Receta de boquerones en vinagre
Raciones
Personas
Ingredientes
Raciones
Personas
Ingredientes
Instrucciones
  1. Antes que nada, tendremos que limpiar bien los boquerones. Para una ración de cuatro personas, calculamos que con un kilo de boquerones tendremos más que de sobra. Es importante que el lomo del boquerón quede limpio de espinas. Si no nos lo hacen en la pescadería, es muy fácil haciéndolo con paciencia tirando de la cabeza y la espina.
  2. Cuando los tengamos bien limpios y pasados por agua, los dejamos secar sobre un paño de cocina. A continuación, los colocaremos en fila dentro de un plato hondo que será cubierto con agua fría (incluso con unos cubitos picados o cubitos pequeños) durante un par de horas en el fondo de la nevera. ¿Qué conseguiremos con esto? Que se blanqueen totalmente.
  3. Ahora, ya tendríamos que empezar a preparar el cocinado con el vinagre. Vertemos el agua con la que habíamos enfriado en la nevera y la cambiamos por vinagre de vino. Si creéis que puede resultar demasiado agrio, podéis hacer una mezcla de dos tercios de vinagre y un tercio de agua. Con el vinagre, dejamos marinando durante aproximadamente otra hora. Un síntoma de que ya está listo es cuando veamos que los lomos del boquerón empiecen a tomar un color blanco.
  4. Para evitar el nacimiento de cualquier parásito dentro del pescado, ahora se suelen congelar los lomos de boquerón bien escurridos de vinagre dentro de un recipiente de plástico durante dos días. También se suele verter un chorrito de aceite en este paso del congelado. Es opcional porque no es algo habitual, pero evitaríamos cualquier problema de parásitos.
  5. Tras descongelarlos, nos pondríamos ya a preparar el aliñado. Picamos dos dientes de ajo en trocitos muy pequeños. Únicamente los queremos para darle sabor al aliñado. Hacemos lo propio con un pequeño manojo de perejil. Lo dicho, picado en pequeños trocitos.
  6. En un recipiente, mezclamos el ajo y el perejil picado junto a medio vaso de aceite de oliva virgen extra y un par de cucharadas de vinagre. Mezclamos todo bien hasta tener listo el aliñado, es decir, la vinagreta.
  7. Para terminar, emplatamos los boquerones sobre un plato, ya sea una gran fuente o en diversas tapas distribuidas por toda la mesa de comensales. Los distribuimos bien ordenadamente y los cubrimos equitativamente con la vinagreta preparada previamente.