Uno de los clásicos (por no decir El Clásico) de la cocina española ha llegado a Que de Recetas:

¿tortilla de patatas con o sin cebolla?

Este tema es algo que ha dividido a los dos Españas desde tiempos remotos. Es algo totalmente subjetivo y de gustos. Para los expertos, sin duda, mejor con cebolla ya que le da ese sabor único y diferente a una tortilla. Pero, y a los que no les gusta la cebolla, ¿qué? Es más, hay gente que hasta prefiere la tortilla sin, aunque le guste la cebolla.

Lo único que une a ambos bandos es la calidad. Y para nosotros la calidad reside en su jugosidad. Así que, para que no haya trifulca entre los pro cebolla y los anti cebolla en las tortillas, en nuestra receta el ingrediente “cebolla” será optativo para el gusto del lector. Eso sí, será la tortilla de patatas perfecta ya sea con o sin cebolla.

 

Imprimir receta
Receta de la tortilla de patatas perfecta (con o sin cebolla)
Receta Tortilla de patatas
Tiempo de preparación 30 minutos
Raciones
personas
Ingredientes
Tiempo de preparación 30 minutos
Raciones
personas
Ingredientes
Receta Tortilla de patatas
Instrucciones
  1. Pelamos las patatas y las cortamos en tiritas o láminas no demasiado gruesas. Es importante que sea en láminas y no en tiras alargadas en forma de patatas fritas o en cuadritos, para que tengan consistencia en la tortilla final.
  2. Batimos los huevos en un cuenco/bol siempre con una pizca de sal.
    Receta tortilla de patatas
  3. Paso para los “pro cebolla”: pelamos la cebolla intentando no llorar y la cortamos en Juliana, es decir, en tiras alargadas.
  4. No escatimamos en el aceite de oliva para llenar la sartén donde cocinaremos la tortilla. Calentamos a fuego lento. ¡Esto empieza ya!
  5. Cuando el aceite esté en su punto perfecto de cocción, echamos la cebolla (si no eres anti) y la dejamos cocinar durante 5 minutos. Pasado este tiempo añadimos las patatas. Cocinamos a fuego medio hasta que notemos que las patatas empiecen a desmenuzarse. Justo en ese momento, aunque pensemos que la patata todavía está algo cruda, lo retiramos y lo dejamos escurrir.
  6. Una vez bien escurrido del aceite de la sartén, mezclamos en el cuenco/bol donde teníamos los huevos (¿recordáis?) las patatas con el huevo batido. Nota importante: hay que mezclar muy bien para que el líquido llegue a todas las partes de la patata.
  7. Ahora, cambiamos de sartén para que no haya tanto mar de aceite. Más estrecha a ser posible. Sobre ella, echamos un par de cucharadas de aceite de oliva y, cuando esté caliente, vertemos la mezcla de huevo y patatas.
  8. Con una espátula, rellenamos todos los huecos de la sartén con la mezcla para que ésta obtenga la forma de una tortilla común y, sobre todo, para que sea más fácil darle la vuelta.
  9. El tiempo perfecto de cocción son 2-3 minutos a fuego medio por cada lado como mucho, no os confiéis, que el tiempo es peligroso en este paso.
  10. Utiliza un plato para darle la vuelta a la tortilla y cocinarla por el otro lado. Una vez pasado el par de minutillos de cocción por ese lado, ¡ya está! Emplatamos y cortamos en ocho porciones o pinchos.